Follow by Email

sábado, 24 de marzo de 2012

El túnel del tiempo

En el blog del economista Jorge Avila se reproduce la siguiente carta, con su traducción:
Mussolini.jpg



Roma, 9 de junio de 1926

El Jefe del Gobierno

       Prestigiosísimo Ing. Romeo,

   ayer volviendo de Florencia miré con atención los instrumentos de mi Alfa (que funciona, por otra parte, muy bien) e hice las siguientes constataciones:

   a) los imanes son alemanes (Bosch)

   b) el reloj es suizo

   c) la bocina (que no funciona) es francesa!

   ¡No excluyo que dentro del auto haya otros "exotismos"!

   ¿Es así que se protege a los productos nacionales? ¿No se hacen, entonces, en Italia imanes, relojes, bocinas?

   Saludos distinguidos.

                                                           Mussolini


¿Es necesario llegar a este tipo de "aprietes"?
El lector ¿produce todo lo que consume? ¡¿Desde las papas hasta el papel higiénico?!

Imaginemos por un instante, que uno de nosotros decidiera vivir únicamente con lo propio:

  1. En el patio habría que tener una vaca y un toro, y renovarlos en un tiempo.
  2. Un gallinero.
  3. Una huerta. Olvidemos la mayoría de las frutas.
  4. Un laboratorio: para medicamentos. Sólo para algunos.
  5. Una fundición.
  6. Obviemos el auto: una carreta, y por ende, caballos.
  7. Una herrería.
  8. Una "sastrería"
  9. Saber leer y escribir, por lo tanto algo dónde escribir.
  10. Otros rubros que se me escapan.
Ahora bien, supongamos que la familia es bastante numerosa como para que alguno, asuma una función, aquí ya tenemos un problema con la teoría económica clásica y la más odiada porque Adam Smith habló antes que nada de la "división del trabajo".

En fin... olvidemos a este capitalista, necesitaríamos más de una vaca, y etc....

Seamos muy pero muy frugales, ¿cuánto tiempo nos llevaría hacer todo? Ahí caemos en David Ricardo.

¿Y si un vecino tuviese algo? Otro problema con la teoría del intercambio y la necesidad, tal cual está planteada en muchos autores.

Entonces... ¿conviene cerrarse tanto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario